Ralph Merkle es uno de los informáticos y criptógrafos más reconocidos del planeta merced a la creación del cifrado de clave pública y los árboles Merkle.

El nombre de Ralph Merkle, es uno de los más reconocidos a lo largo del planeta en el área de informática y criptografía. Y no es para menos, puesto que su ingenio ha sido clave para la creación de sistemas de gran valor en esas áreas. 

Ralph Merkle nació en Berkeley (California) en el año de mil novecientos cincuenta y dos. Su padre, Theodore Hables Merkle, fue en su instante el directivo del Proyecto Pluto de la USAF, el que estaba constuyendo el primer motor nuclear para aeroplanos. Su infancia estuvo envuelta en un claro entorno científico desde muy temprana edad. En la mitad de esta atmosfera, su curiosidad se vio extensamente impulsada. Ejemplos como los de su padre, quien llevaba acabo uno de los proyectos más ambiciosos de la aeronáutica, marcarían su vida de forma única.

Fue como empezó su larga y rica carrera, una que lo llevaría a uno de los estadíos más altos del reconocimiento mundial. 

Educación

El camino educativo de Merkle empezó a forjarse en mil novecientos sesenta y tres al comenzar sus estudios de secundaria en la Livermore High School. Este centro de educación, es reconocido como uno de los centros de secundarias más reputados de E.U.. Al término de sus estudios en secundaria en mil novecientos setenta, ingresó en la University of California, Berkeley. En ella, se graduó como especialista en Ciencias de la Computación en el año de mil novecientos setenta y cuatro.

Más tarde en mil novecientos setenta y siete, presentaría en Berkeley su Maestría en Ciencias de la Computación. Para conseguir tal distinción, presentó su tesis: Evaluators for Attribute Grammars (Evaluadores para atributos gramaticales). Con esta, Merkle presentaba una forma de prosperar estas herramientas y su empleo en lenguajes de programación. Una visión optimizadora de una enorme labor en tiempos en la que la optimización lo era todo en informática.

Siguiendo con sus estudios, en mil novecientos setenta y nueve consiguió su Doctorado en Ingeniería Eléctrica en la University of Stanford. Para esto, presentó uno de los trabajos de criptografía más adelantados a su tiempo, “Secrecy, authentication, and public key systems (Secreto, autentificación y sistemas de clave pública)”. En este trabajo, Merkle charlaba de sistemas de claves públicas y sus ventajas para ofrecer estructuras de seguridad más robustas.

Inicios en la criptografía

Los trabajos como criptógrafo de Merkle empezaron ya antes de concluir su estancia en Berkeley. Fue a lo largo de este periodo, bajo la tutoría de Lance Hoffman, cuando Merkle presentó su primer trabajo para la creación de un sistema de cifrado público. Merkle presentó su desarrollo ante Hoffman, quién lo rechazó sin mayores explicaciones. No obstante, Merkle prosiguió trabajando en exactamente el mismo para proseguir mejorándolo. Lo que Merkle ignoraba en ese instante, era que su investigación iba a ser totalmente revolucionaria. Absolutamente nadie había trabajado en el término de criptografía de clave pública y no existían especialistas en tal área. Todo este esmero fue aun antes que Whitfield Diffie y Martin Hellman van a crear el protocolo Diffie-Hellman en mil novecientos setenta y siete.

Pese al rechazo inicial que recibió su proyecto, Merkle proseguía en la busca de un espacio para publicarlo y darlo a conocer. En esa busca, Merkle contactó con Bob Fabry, un especialista informático. Fabry, reconoció el gran valor de este trabajo y comentó a Merkle lo siguiente:

“Publícalo, haz fama y fortuna.”

Pero eso sería el mayor reto para Merkle. Los espacios de publicación académicos eran reluctantes a admitir su trabajo. Especialmente, por el hecho de que absolutamente nadie entendía de qué forma un sistema que envía información sensible en texto plano por una red podía ser seguro. En mil novecientos setenta y cinco, a lo largo de un intento de publicación en la ACM, Susan Graham remitió una carta explicando que era “imposible” publicar su proyecto.

El trabajo tan cuestionado tenía por título “Secure Communications over Insecure Channels (Comunicaciones Seguras sobre Canales Inseguros)”. No fue hasta mil novecientos setenta y ocho, que el proyecto salió a la luz. Merkle debió aguardar 4 años para poder ver un planeta listo para comprender sus ideas. Era un término nuevo, absolutamente nadie había hablado del mismo. Debió ser Ralph Merkle, un joven de veintidos años que todavía no se había graduado, quien lo hiciera por vez primera.

Evolución de sus trabajos criptográficos

Durante sus intentos por publicar su primer trabajo, Merkle prosiguió estudiando en otras aspectos que le interesaban. En mil novecientos setenta y seis, Ralph Merkle y Martin Hellman publicaron un trabajo conjunto sobre cripto-análisis: Results of an Initial Attempt to Cryptanalyze the NBS Data Encryption Standard. Este criptoanálisis procuraba ahondar en las capacidades y la seguridad del estándar de cifrado DES. En ese entonces, este sistema era extensamente usado por los USA y sus aliados.

Más tarde en mil novecientos ochenta, después de haber conseguido su doctorado, presentó Protocols for Public Key Cryptosystems. Este trabajo fue publicado en el IEEE Symposium on Security and Privacy. Con este nuevo trabajo, Merkle profundizaba en el diseño y estructuración de protocolos para sistemas de clave pública. Estas idea fueron esenciales en el diseño y preparación de tales sistemas, justo cuando se atisbaba la revolución del nacimiento de Internet.

Para mil novecientos ochenta y nueve, Merkle publicaba otro refulgente trabajo llamado A Certified Digital Signature. Publicado en Crypto 89, narra de qué manera los sistemas de firmas digital pueden convertir la estructura de confianza en las redes y quienes participan en ellas.

Durante ese año y como una parte de sus tareas en el Xerox PARC, Merkle diseñó los sistemas de cifrado de bloques Khufu y Khafre, y la función hash Snefru.

Otros trabajos y áreas de interés

Ralph Merkle es un científico polifacético. De sus trabajos en informática, y no rigurosamente ligados a la criptografía, el más esencial ha sido el de los Árboles Merkle. Una estructura de árbol única que deja contrastar, veloz y a nivel económico, la información de un conjunto de datos. En verdad, dicha estructura resulta esencial en muchas tecnologías, sobre todo en Bitcoin y las criptomonedas.

Sin embargo, su auténtico interés por la ciencia no se detuvo solo en el campo informático. Asimismo ha tenido esenciales aportaciones en el campo de la nanotecnología y la criogenia. En el campo de la nanotecnología, su interés se centra en la la creación de sistemas autoreplicables. Estudiando sobre exactamente los mismos, Merkle busca crear alén de los métodos de producción actuales. Y lo hace, persiguiendo el propósito de crear dispositivos que se contesten a sí mismos a escala molecular y atómica.

Debido a estas investigaciones y teorías, Merkle consiguió en mil novecientos noventa y ocho el reconocimiento y premio Feynman Prize in Nanotechnology for theory. Por otra parte, su trabajo en el campo de la criogenía está de manera estrecha relacionado con su participación en la compañía Alcor. Merkle y su esposa Carol Shaw, se transformaron en miembros de la compañía en mil novecientos ochenta y nueve. Desde ese momento, han sido una parte de la directiva de la compañía. Merkle alcanzó el puesto de Directivo de Alcor en mil novecientos noventa y ocho y desde ese momento sostiene esa situación. Como apunte, Alcor es la compañía donde Hal Finney descansa crionizado desde 2014, tras transformarse en su “paciente” número 128.

De forma auxiliar, ha sido capaz de registrar más de veinte patentes a lo largo de su carrera como estudioso. La mayor parte de ellas están relacionadas con sistemas informáticos, criptográficos y de nanotecnología.