La recompensa de bloque es el origen de todas las criptomonedas en una blockchain. En verdad, es la única forma de producirlas y transformarlas en una parte del sistema económico que mantiene una blockchain. 

Para que la blockchain puedan formar un sistema económico es esencial crear un mecanismo de recompensas de bloque. De esta manera, con cada bloque generado los mineros consiguen un beneficio económico por su actividad de minería. La recompensa de bloque es dada por la transacción coinbase. Esta es la responsable de introducir nuevas criptomonedas en todo el sistema económico de la criptomoneda.

Con esta recompensa se busca asegurar lo siguiente:

  1. Ofrecer el incentivo económico preciso a fin de que los mineros sostengan su trabajo minando bloques y asegurando la red.
  2. Introduce nuevas monedas al sistema económico dejando su dinamización y masificación.

De allá la relevancia de las recompensas de bloque para sostener y sostener el funcionamiento de la redes blockchain. Mas esta fácil labor no es tan simple como semeja. La recompensa de bloque debe ajustarse a un sistema que controle la generación incontrolada de monedas para eludir una inflación perjudicial. En la mitad de todo esto, existen múltiples facetas con una relevancia vital.

Es por esta razón, que este artículo se dedicará a explicar sencillamente de qué manera se calculan las recompensas de bloque grosso modo y la relevancia y también impacto que tiene exactamente la misma sobre las criptomonedas.

¿De qué forma se calcula la recompensa de un bloque?

La recompensa de un bloque incluye una serie de elementos o bien facetas que deben tenerse en cuenta para su cálculo. Entre esas facetas podemos mencionar:

Conocer la emisión total de criptomonedas

El cálculo de una recompensa de bloque pasa por contestar primeramente, ¿Cuántas monedas se producirán absolutamente en la blockchain?. En el caso del Bitcoin, la totalidad de monedas va a llegar aproximadamente a veintiuno millones de BTC. Es posible que no parezca un número muy grande, mas la verdad es que lo es. Si tenemos en cuenta que la mínima cantidad de BTC que se puede emplear tiene ocho decimales, la posibilidad de empleo medra.

Pero probablemente van a preguntar, ¿Por qué razón es esencial saber la cantidad de criptomonedas a producir para calcular la recompensa por cada bloque?. La contestación es sencilla: si queremos hacer divisiones de recompensas, debemos saber cuánto vamos a producir y de qué manera dividiremos esa emisión.

Tenga en cuenta que la meta de las criptomonedas es ser un sistema totalmente descentralizado. Eso no solo en su manejo y control sino más bien asimismo económicamente. De nada vale tener una criptomoneda cuyas monedas están a cargo de unas realmente pocas personas. Eso haría que perdiera sentido su existencia. Por este motivo, lo mejor es dividir y expandir al límite las criptomonedas generadas. Una forma de conseguir esto es dividir las recompensas buscando su máxima expansión, intentar que más personas puedan beneficiarse de ellas. Este mecanismo busca masificar su empleo y eludir que realmente pocas personas puedan supervisar el ecosistema, eludiendo la centralización.

En este punto, conocer cuántas monedas va a producir la blockchain es fundamental, puesto que un objeto con limitada existencia es un objeto de gran valor. Ahora va a poder comprender pues un coleccionista puede abonar tanto dinero por objetos de limitada existencia. Y seguro puede entender pues el Bitcoin llega a esas cotas de valor.

bitcoin-supply

Establecer un tiempo de generación de criptomonedas

El segundo punto esencial para establecer el valor de una recompensa por bloque es saber, ¿Cuánto tiempo va a durar la emisión total?. En este punto es igualmente fácil y vamos a tomar el ejemplo del Bitcoin. Si emitimos un bloque cada diez minutos y deseamos producir veintiuno millones de monedas en menos de 1 año, la recompensa por bloque ha de ser altísima (~400 BTC por bloque). No obstante, eso es una inflación altísima y contraproducente en todo caso. Recordemos que con una mayor oferta de criptomonedas, el valor de exactamente la misma se reduce y en cualquier caso deseamos el efecto opuesto. La idea tras el Bitcoin es crear un sistema de pago global seguro y de valor, para lo que hay que supervisar la inflación.

Es por este motivo que se toma en consideración el tiempo que va a durar la emisión de criptomonedas. En el caso del Bitcoin su emisión acabará en el año dos mil ciento cuarenta y cuatro, ciento treinta y cinco años tras iniciada su minería. De esa forma, la generación de nuevas monedas en BTC es controlada y dirigida a que su valor aumente como una parte de la Ley de Oferta y Demanda.

Existen otros casos por poner un ejemplo en los que la emisión de monedas es infinita. Casos como Ethereum y Monero son 2 muy muy conocidos. Mas estos sistemas en un comienzo asimismo tienen de entrada una emisión controlada provisionalmente y que entonces es extendida al infinito con recompensas más pequeñas.

El empleo de halving

Este tercer paso está muy relacionado con la temporalidad de la emisión examinada más arriba. Nuevamente el caso es fácil de ver. Si deseamos producir una limitada cantidad de monedas reduciendo la inflación, entonces debemos reducir el valor de las recompensas con el tiempo. En ese punto entra en acción el halving. Esta acción divide a la mitad la recompensa del bloque cada cierta cantidad de bloques.

En este punto, el empleo de halving nos señalará que valor inicial va a tener la recompensa y las siguientes. En general la primera es bastante alta para inyectar un sinnúmero de monedas. Con esto se busca estimular de forma rápida la economía de la criptomoneda. De allá de ahora en adelante, el halving va a dividir la recompensa a la mitad. Con esto se busca continuar inyectando nuevas monedas a un ritmo menor. Una acción que generalmente hace que la criptomoneda se revalorice.

block-reward-halving

La programación económica de la criptomoneda

La agrupación del resto de las etapas se da aquí, y es que el cálculo como tal de la recompensa recae sobre el código fuente del software blockchain. Es en este punto, donde todo se une y el software señala a todos y cada uno de los nodos el valor real de la recompensa del bloque en ese instante preciso. En el caso de Bitcoin, la programación que calcula el valor de la recompensa se divide en 2 partes:

  1. Cálculo de la transacción coinbase. En este punto se toma en cuenta la emisión total, el tiempo de emisión y el halving. Estos 3 valores son los que señalan a los programadores cuánto valdrá la transacción coinbase. El resultado de ese análisis se va a escribir en el código fuente donde absolutamente nadie puede mudarlo de manera fácil. Esta es la parte más esencial de la recompensa de bloque. En Bitcoin, la transacción coinbase empezó produciendo cincuenta BTC por bloque como recompensa. La programación asimismo establece que cada doscientos diez bloques (~4 años) va a haber un halving para reducir la recompensa de la coinbase. En nuestros días, la coinbase produce doce,5 BTC como recompensa por cada bloque y exactamente la misma va a ser reducida a 0 en el año dos mil ciento cuarenta y cuatro. Para entonces Bitcoin va a haber evolucionado o bien va a poder continuar su camino utilizando el cobro de comisiones como una parte de su sistema de incentivos económicos.
  2. Cálculo de las comisiones. El cálculo de las comisiones es la parte más compleja de las recompensa de bloques. Es un medio creado para complementar la recompensa de bloque inicial. En verdad, el sistema de comisiones puede ser lo único que sostenga con vida al Bitcoin después de que se emitan sus monedas. Las comisiones son calculadas de forma activa tomando en cuenta el empleo de la red, el poder minero libre y el valor del Bitcoin en ese instante.

¿Cuánto sabes, criptonauta?

¿La recompensa de bloque puede tener un valor cualquiera?

Importancia de la recompensa de un bloque

Como hemos comentado ya antes, la relevancia de la recompensa de un bloque es la de generación de nuevas monedas. En verdad, es la única forma que existe de crear nuevas monedas dentro una blockchain. Además de esto su generación y control deja crear un sistema económico descentralizado. Uno donde los mineros invierten dinero para añadir más poder de cómputo para minar bitcoins. Con su inversión monetaria y tecnológica los mineros descentralizan y aseguran la red para eludir ataques. Y al tiempo, producen monedas que otros pueden emplear para sus intercambios.